Cómo arreglar un grifo que gotea: averías frecuentes y soluciones

Cómo arreglar un grifo que gotea

¿Tienes un grifo con goteo constante? Descubre cuales son las averías más frecuentes y cómo arreglar un grifo que gotea de manera fácil y rápida.


Una de las averías más frecuentes en el cuarto de baño es el grifo que pierde agua. El uso diario provoca desgaste en las piezas, así que cada cierto tiempo, tendremos que arreglar un grifo que gotea. Al elegir el grifo del baño es conveniente pensar en el uso que le vamos a dar y comprar un modelo de calidad que nos dure años sin dar problemas.

¿Sabías que un grifo goteando las 24 horas supone un gasto de 30 litros al día? Si a esto le añades el coste económico no te quedarán ganas de dejar el grifo que gotea sin arreglar. No hace falta que llames al fontanero aún, te vamos a dar algunas nociones sencillas de fontanería para que lo arregles por ti mismo.

Antes de llevarte las manos a la cabeza, empieza por lo más sencillo: asegurarte si hay una fuga. Abrir y cerrar varias veces al día el grifo puede hacer que alguna pieza se haya desenroscado y por eso el grifo gotea. Así que cierra la llave del agua del lavabo y abre el grifo por completo para vaciarlo. A continuación enrosca todas las piezas con una llave inglesa, protege el esmaltado del grifo con un trapo. Si ese era el problema, perfecto. Si tu grifo sigue perdiendo agua hay que averiguar la causa.

Cómo arreglar un grifo que gotea: averías más frecuentes

Las causas por las que un grifo pierde agua pueden ser varias y casi siempre tienen fácil solución, dependiendo del tipo de grifo procedemos de diferentes maneras. Te detallamos a continuación las averías más frecuentes y cómo puedes arreglarlas.

Junta de estanqueidad y juntas tóricas

Las juntas de estanqueidad se deterioran con el tiempo, debido al uso. Arreglar un grifo que gotea por esta causa es sencillo siguiendo estos pasos:

  • Cierra las llaves de paso de agua para evitar que el agua se escape.
  • Retira el embellecedor y la llave. 
  • Desenrosca la válvula con una llave inglesa.
  • Saca la junta de estanqueidad deteriorada y sustituye por una del mismo diámetro.
  • Comprueba las juntas tóricas y cambia por unas nuevas.
  • Limpia todas las piezas de posibles impurezas.
  • Vuelve a colocar las piezas enroscando bien con la llave inglesa.

Grifo monomando que gotea: comprueba el cartucho cerámico, las juntas o la rosca

Los grifos monomando tienen una pieza que es el cartucho cerámico, encargado de regular el agua fría y caliente. El uso, las impurezas y la cal son los principales causantes de que se deteriore. Otras piezas que debemos comprobar que estén en buen estado y que pueden provocar que el grifo gotee son las juntas y las pastillas de cerámica.Te enseñamos cómo arreglar un grifo monomando que gotea cambiando estas piezas.

  • Cierra las llaves de paso del agua fría y caliente.
  • Retira la tapa de plástico con los colores rojo y azul que indican el agua fría y caliente, haciendo palanca con una espátula de plástico que no raye el esmaltado.
  • Con una llave allen de la medida del tornillo afloja la pieza, no la extraigas totalmente.
  • Una vez aflojado tira del mando suavemente para sacarlo.
  • Retira el embellecedor y las piezas que están enroscadas o a presión.
  • Quita el cartucho extrayendo hacia fuera.
  • Limpia el interior del grifo y todas las piezas.
  • Algunas piezas pueden ser de latón y la suciedad las oxida.
  • Comprueba el estado de las gomas y cambia las que están viejas.
  • Si el cartucho cerámico está agrietado es necesario cambiarlo por uno nuevo.
  • Vuelve a colocar todas las piezas para disfrutar de tu grifo arreglado.

Has visto que no es complicado arreglar grifos, pero si no quieres arreglar un grifo que gotea debes realizar un adecuado mantenimiento de la grifería. En cromados de poca calidad el agua que se pierde decolora y estropea el material. Quita el verde de los grifos y haz una correcta limpieza de los grifos oxidados, antes de nada. Si tu problema son las aguas duras aprende cómo quitar la cal de los grifos de manera sencilla para evitar que se estropeen. Verifica los filtros regularmente y limpia los residuos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *