Como limpiar el baño para que brille y huela a limpio

A nadie le gusta limpiar, pero entrar en un baño que brille y huela bien ¡nos encanta!. Te ofrecemos unos consejos sobre cómo limpiar el baño correctamente.

Cómo limpiar el baño
Cómo limpiar el baño

¿Te lleva mucho tiempo limpiar el baño de tu casa? ¿Cada cuánto tiempo lo limpias? ¿Qué productos usas par limpiar el baño? Lo mejor para mantener el baño limpio es dedicarle todos los días unos minutos y hacer una limpieza en profundidad una vez por semana.

Existen productos multiuso para la limpieza del cuarto de baño pero no siempre son adecuados para todas las zonas y además, acaban estropeando las superficies de los sanitarios. Vamos a darte algunos consejos para que la limpieza de tu baño sea más rápida y económica. Con productos que todos tenemos en casa puedes limpiar el baño de manera higiénica y sin usar productos tóxicos, sigue estos consejos y verás que limpiar el baño no es tan complicado:

Cómo limpiar el váter

Inodoros, urinarios, váter… da igual cómo le llames y la forma que tenga, es una de las zonas que menos gusta limpiar. Estás harto de ver en el fondo de la taza de váter unas manchas que por mucho que frotas no desaparecen. Están formadas por restos minerales de las aguas, sarro y suciedad y con el tiempo es muy difícil eliminar. ¡Tenemos la solución!

Una lata de bebida de cola es un perfecto limpiador. Primero tira de la cisterna y deja el agua del váter lo más limpia posible. Vierte media lata de bebida de cola. Espera 30 minutos. Ponte guantes de fregar y limpia el interior de tu inodoro con un cepillo o estropajo. Vuelve a repetir la acción con la otra media lata de cola o hasta que esté limpio del todo. La cola sirve también para desatascar tuberías.

Otro remedio casero que puedes usar para limpiar el váter es una mezcla de bicarbonato y vinagre, es también muy eficaz contra la cal. Mezcla dos tazas de bicarbonato de sodio con vinagre hasta que te quede la consistencia de una pasta. Aplica esta mezcla sobre las manchas y deja actuar durante unos 10 minutos. A continuación cepilla con firmeza el interior del inodoro y aclara.

Limpieza de los espejos de baño

Como alternativa a los productos de limpieza químicos que se venden en tienda, te proponemos utilizar un condimento que seguro tienes en casa, el vinagre.

Diluye 1 parte de vinagre en 4 partes de agua y tendrás un producto listo para dejar brillantes no sólo los espejos sino también los cristales de tus ventanas.

Si haces bastante mezcla puedes rellenar un spray y tendrás tu producto listo para limpiar. Por último seca el espejo con papel de periódico en lugar de con una bayeta, no dejará fibras y queda impecable.

Limpiar la bañera o plato de ducha

Los jabones y otros restos dejan unas manchas en la bañera que a veces son difíciles de eliminar. Coge un papel o trapo y empápalo en vinagre sin diluir, si las manchas están bastantes incrustadas deja actuar el vinagre un buen rato. Esta mezcla es muy buena también para eliminar los restos blanquecinos que deja la cal en zonas donde las aguas son fuertes. Frota con una esponja y aclara con agua.

Para quitar las manchas de moho de las juntas de la bañera, aplica un fungicida y frota con un cepillo pequeño.

La cortina de la bañera

Después de tu ducha diaria, deja la cortina bien extendida para que se seque y no aparezcan esas feas manchas de humedad. Con el paso del tiempo es normal que aparezcan manchas secas de jabones y restos. Lo más eficaz y rápido es meter la cortina en la lavadora cada semana.

La escobilla

Este es uno de los accesorios de baño más olvidados cuando vamos a limpiar y sin embargo su limpieza no es complicada. Lo ideal es que una vez por semana limpies la escobilla con una mezcla de lejía y agua o bien con algún limpiador de w.c.

Cómo limpiar los azulejos del baño

Como podrás darte cuenta el vinagre es un producto barato que siempre tenemos en casa y sirve para muchas cosas aparte de para aderezar nuestras ensaladas y platos. La humedad y la condensación que hay en los baños acelera la aparición de moho y hongos en las paredes, las mamparas de la ducha o los sanitarios. Haz una mezcla de vinagre y agua a partes iguales, llena un spray y rocía allí donde haya manchitas de humedad o de hongos. Deja actuar unos minutos y después con un cepillo frota hasta que desaparezcan.

Productos de limpieza
La calidad de los productos de limpieza es fundamental.

La rejilla de aireación

La rejilla o conductos de aireación pasan desapercibidas pero es importante que las limpies regularmente para una correcta ventilación del cuarto de baño. No se debe rociar con ningún líquido para que no quede en el interior, bastará con mojar un trapo con alcohol de limpieza y pasar la rejilla, ayúdate también de unos bastoncillos. Hazlo una vez por semana, estará siempre limpia y sólo tardarás unos segundos.

Cómo mantener limpio el baño a diario

La limpieza e higiene de un baño es muy importante, además de ser una de las estancias de la casa más visitada por todos también resulta un lugar íntimo en el que nos gusta relajarnos tomando una buena ducha o baño. Con algunos gestos que mantengas día a día, tu baño estará siempre limpio y la limpieza en profundidad resultará más fácil y rápida.

Ten a mano un spray con la mezcla de vinagre y agua, un cepillo y un trapo. Cada vez que te duches rocía las paredes con la mezcla y pasa el paño rápidamente, ¡quedará brillante! Cuando por la condensación tu espejo se nuble, rocía la superficie con el spray y seca con papel de periódico. Esto también es válido para las ventanas del baño y la mampara de la ducha. ¡Verás que con estos sencillos trucos, que puede hacer toda la familia, la limpieza se hará mucho más fácil!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *